prueba

Poll Question

prueba de encuestas

Esto es una prueba

Poll Question

Las jóvenes también son buenas en materias STEM

Jóvenes estudiantes


En la infancia no existen diferencias significativas entre niños y niñas en cuanto a las habilidades matemáticas. Es en la adolescencia cuando, influenciadas por los estereotipos sociales y una baja confianza en sí mismas, algunas chicas empiezan a dudar de sus habilidades en los campos STEM (Science, Technology, Engineering and Mathematics) y optan por otras disciplinas. El informe de la Unesco ‘Descifrar el código: La educación de las niñas y las mujeres en Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas (STEM)’ apunta que, a menudo, se cría a las niñas con la idea de que las disciplinas STEM son temas “masculinos” y que las aptitudes femeninas en estos campos son innatamente inferiores a las de los varones. Estos estereotipos pueden minar la confianza, el interés y el deseo de las jóvenes de optar por el estudio de las materias STEM.

En nuestro país, según los últimos datos de la Universidad Española en Cifras (UEC), hay menos mujeres que hombres en carreras STEM, ya que mientras que en la matrícula universitaria total las mujeres representan el 55%, en los estudios STEM apenas llegan al 32%. 

Eli Abad, licenciada en Física y consultora especializada en la captación de talento en el sector tecnológico, considera que “nuestro condicionamiento educacional nos ha generado sesgos inconscientes y acabamos creyendo que no vamos a ser felices en este sector. Y es paradójico, porque es el sector donde mejores posibilidades tendremos de ganarnos bien la vida y de tener independencia económica, aspecto básico para ser feliz, desde mi punto de vista”.

“La sociedad, una determinada educación y los estereotipos generan sesgos inconscientes en las niñas”

Diferentes estudios también demuestran que la brecha entre las aspiraciones y la realidad de las profesiones es mucho mayor en las mujeres que en los hombres, debido a que las niñas piensan que no son capaces de estudiar ciertas carreras o tener determinadas profesiones, lo que se conoce como Dream Gap en inglés. Ante esta realidad, es necesario que el sistema educativo y la sociedad en general combatan los estereotipos de género dando a conocer referentes femeninos exitosos en matemáticas y ciencias, que los hay, como Hedy Lamarr, inventora de las conexiones wireless que han posibilitado el GPS, el Bluetooth y las conexiones wifi.

Mejor valientes que perfectas

Eli Abad subraya que “educamos a las niñas para ser perfectas y a los niños para ser valientes. El aprendizaje de las tecnologías necesita de la prueba y error, es decir, de la capacidad de aceptar los fracasos y aprender de ellos para crear cosas nuevas, código o un diseño mecánico. El perfeccionismo es contraproducente con este aprendizaje”. Por ello, considera imprescindible educar a las niñas para que sean valientes en lugar de perfectas, explicándoles todas las posibilidades que tienen en la tecnología y dándoles a conocer a referentes femeninos a los que admirar.

Para fomentar las vocaciones STEM entre las jóvenes, la igualdad de género y el liderazgo femenino, es imprescindible que las empresas, de todos los tamaños y sectores, se impliquen, impulsen un cambio y aboguen por el empoderamiento de las mujeres. Repsol es una de las compañías comprometidas con la igualdad de género y el liderazgo femenino. Por ejemplo, Repsol Technology Lab cuenta con un 38% de investigadoras, muy cerca del Horizonte 2020 de la Comisión Europea, que se sitúa en el 40%. A su vez, en los dos últimos años la contratación de mujeres ha supuesto un 50% de las nuevas incorporaciones globales en la compañía multienergética. 

La desigualdad en cifras

Los números muestran las diferencias significativas entre hombres y mujeres

  • 17 mujeres han ganado el Premio Nobel de Física, Química o Medicina desde que Marie Curie lo obtuvo en 1903, en comparación con 572 hombres
  • 28% de todos los investigadores en el mundo son mujeres; el 72%, hombres
  • 35% de los estudiantes matriculados en las carreras vinculadas a las STEM en la educación superior son mujeres, según el informe ‘Descifrar el código: La educación de las niñas y las mujeres en Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas (STEM)’, de la Unesco
  • 19% de las personas matriculadas en primer curso del doble grado de Matemáticas y Física de la Universidad Complutense de Madrid son mujeres
  • 1.250.000 puestos de trabajo generará la digitalización hasta 2021 en España, según un estudio de Randstad. De estos, 390.000 serán STEM puros, 689.000 corresponderán a trabajos inducidos que les darán apoyo y 168.000 serán trabajos indirectos