prueba

Poll Question

prueba de encuestas

Esto es una prueba

Poll Question

"Repsol es una empresa con un gran futuro"

Con más de 20 años de experiencia internacional en el sector del oil & gas, ha crecido profesionalmente en Talisman desde 2002. Su conocimiento del sector y de la compañía canadiense le llevó a jugar un papel importante en el proceso de integración. Con el nuevo responsable de Relación con Inversores hablamos del entorno actual y de Repsol hoy y en el futuro.

¿Cuál es su percepción del sector energético actual?

En la actualidad, estamos atravesando un periodo de incertidumbre y volatilidad en el negocio de Upstream. Nadie sabe cuánto tiempo va a durar y las mejores compañías se están centrando en la creación de valor y la resiliencia. Las empresas integradas, y Repsol es un buen ejemplo de ellas, están demostrando su fortaleza en Downstream, mientras consiguen eficiencias en el negocio del Upstream, por lo que estarán más preparadas para cambios en el ciclo de precios del petróleo y del gas en el futuro.

Tras 14 años en Talisman, ¿cómo fue su experiencia tras la adquisición por Repsol?

En Talisman he tenido una carrera diversa y emocionante que me ha llevado a muchas partes del mundo y que me ha permitido trabajar con una gran variedad de personas, gobiernos, empresas y activos interesantes. Nada de eso ha desaparecido. De hecho, con Repsol, las oportunidades para las personas son mejores que nunca. Por supuesto que trabajar en medio de una adquisición y transición es duro para todos. Puede ser difícil, pero a la vez es una gran oportunidad. Todos los días me motiva tener la oportunidad de poder marcar la diferencia en beneficio de todos los empleados y accionistas de Repsol.

¿Cuál fue su papel en la integración?

Antes de la integración era Director de Estrategia y Planificación de Talisman, por lo que conozco bien todos sus negocios. Durante la integración tuve dos funciones: en primer lugar, trabajé con la Dirección de Planificación y Gestión de Repsol para integrar los procesos globales de Talisman en la compañía; en segundo lugar, formé parte del nuevo equipo para Norteamérica, que lideró el negocio de Upstream en Calgary, donde trabajamos para combinar los activos y empleados de Repsol y Talisman en una nueva región.

¿Cómo es la nueva Repsol tras la integración?

La nueva Repsol todavía se está formando. Mientras algunas actividades de integración se han completado con bastante rapidez, otras pueden tardar varios años. Continúa la movilidad del equipo de personas y algunos procesos y procedimientos están evolucionando para ajustarse a la diversidad de la nueva compañía. Al final, surgirá una compañía aún más grande, más fuerte y más eficiente. ¡Estoy seguro de ello y todas las personas que formamos parte de Repsol estamos trabajando para que así suceda!

 

Todos estamos trabajando para hacer una compañía aún más grande, más fuerte y más eficiente

 

A partir de abril, es el Director del equipo de Relación con Inversores de Repsol. ¿Cuáles son sus expectativas y objetivos?

Relación con Inversores no es un área completamente nueva para mí. Anteriormente, en Talisman, ayudaba al equipo de Relación con Inversores facilitándoles información y participaba en reuniones con inversores y analistas. Sin embargo, es la primera vez que me han pedido ponerme al frente de esta área. Estoy muy emocionado de trabajar con un gran equipo de profesionales, ubicado en Campus Repsol. Creo que este papel me permitirá aprender y entender todo el negocio de Repsol, incluyendo el Downstream, que es un área nueva para mí. A cambio, espero dirigir el equipo de Relación con Inversores de tal manera que asegure un servicio líder a los inversores y analistas de todo el mundo, tal y como lo han venido haciendo en los últimos años.

¿Cuáles son las principales ventajas competitivas de Repsol?

En primer lugar, Repsol es una empresa muy equilibrada con un enorme potencial de cara al futuro. En este periodo de volatilidad e incertidumbre en toda nuestra industria, Repsol ha sido capaz de duplicar el tamaño de su negocio de Upstream; por tanto, en la actualidad, el crecimiento no es uno de nuestros principales focos de actuación.

Así, con nuestro negocio de Upstream recientemente ampliado y un negocio de Downstream de escala mundial, nuestros objetivos se centran en la creación de valor y la eficiencia. En el entorno actual, nuestro negocio de Downstream se beneficia de precios bajos de crudo y gas, mientras que nuestro optimizado y racionalizado negocio de Upstream  generará un importante valor cuando los precios de las materias primas se estabilicen.


Pozo en las instalaciones de Alberta, Canadá.

¿Cuáles son las medidas que la compañía ha puesto en marcha en el escenario actual?

Tras la adquisición de Talisman, Repsol se centra en dos áreas principales para apoyar nuestra estrategia de valor y resiliencia. En primer lugar, se ha puesto en marcha un plan de eficiencia y sinergias con un objetivo para 2018 de 2.100 millones de euros de ahorro al año. Hemos tenido un buen comienzo y los ahorros sumarán 1.200 millones de euros a finales de este año. En segundo lugar, estamos llevando a cabo un plan desinversiones en activos no estratégicos por valor de 6.200 millones de euros al final de los cinco años del Plan Estratégico. Ello generará una diferencia sustancial en nuestros niveles de deuda y asegurará el mantenimiento de la mejor cartera de activos en el futuro.

¿Por qué se espera que el negocio del Downstream sea el generador de flujos de caja en los próximos cinco años?

Gracias a los 4.000 millones de euros de inversiones en las refinerías de Cartagena y Bilbao durante el periodo 2007 y 2011, el negocio del Downstream de Repsol cuenta con uno de los mejores sistemas de refino en el mundo, capaz de generar buenos resultados en entornos de precios de crudo bajos. En concreto, a precios más bajos de sus materias primas (crudo y gas), el negocio de Downstream es un negocio altamente generador de flujos de caja. Durante los próximos cinco años, prevemos un retorno de los precios de las materias primas ligeramente superior a los precios actuales. Así, se espera que el negocio de Downstream pueda generar flujos de caja de aproximadamente 1.700 millones de euros al año durante ese periodo.

¿Cómo ve el negocio de Upstream al final del Plan Estratégico 2016-2020?

Hemos duplicado el tamaño del Upstream a través de la adquisición de Talisman y tenemos un potencial significativo para aumentar los niveles de producción en una gran variedad de activos durante los próximos cinco años. Repsol hoy está bien equilibrada entre Upstream y Downstream, con la producción actual de unos 700.000 bepd (barriles equivalentes de petróleo al día) y, por lo tanto, tenemos una gran oportunidad para racionalizar la cartera a través de desinversiones en activos no estratégicos, aplazamientos y joint ventures. Estas opciones de cartera nos permitirán en los próximos cinco años optimizar el negocio, dado que nuestra cartera contiene los mejores activos, preparados para cosechar beneficios cuando aumenten los precios del petróleo y del gas.

 

En cinco años, Repsol estará lista para el futuro

 

¿Cómo está evolucionando el programa de desinversiones?

Repsol ha publicado en su Plan Estratégico un programa de desinversiones en activos no estratégicos de 6.200 millones de euros durante los próximos cinco años a través de una variedad de acciones en nuestro portafolio de activos. Hasta el momento, ya hemos logrado nuestro objetivo inicial de 2.800 millones antes de finales de 2017. Esto supone un resultado fantástico. Llevaremos a cabo más operaciones a medida que observamos cómo  evolucionan los precios de las materias primas en los próximos meses. No tenemos prisa y esperaremos oportunidades que nos permitan maximizar la creación de valor.

¿Qué puede decirnos del objetivo de reducción de la deuda?

Uno de los objetivos de nuestro Plan Estratégico 2016-2020 es reducir significativamente la deuda y reforzar el balance. Adoptando una visión conservadora sobre los precios del petróleo y del gas, si sumamos los 6.200 M€ en desinversiones a los beneficios recurrentes de 2.100 M€ por año en 2018 que generará nuestro programa de eficiencia, confiamos que la deuda se reducirá más allá de los niveles actuales.

¿Cuáles son los compromisos relativos a las agencias de calificación para mantener el investment grade?

Las agencias de calificación solo dan líneas generales en cuanto a lo que esperan de Repsol para mantener su calificación investment grade. Sin embargo, su visión sobre nuestra compañía se centra en nuestro Plan Estratégico y en su propia perspectiva sobre el entorno. Evalúan nuestro Plan Estratégico bajo un entorno de precios muy estresados y basan sus estimaciones en función de los resultados. En lo que se refiere a Repsol, tenemos que centrarnos en cumplir el Plan Estratégico, independientemente del precio del crudo. Si fueran necesarias medidas adicionales, contamos con diferentes opciones que nos permitirían reforzar el balance.

¿Cómo valora la confianza del mercado?

Dado mi papel, estoy obligado a hablar de manera transparente y proporcionar una visión equilibrada y justa del potencial de nuestra compañía a los accionistas, analistas e inversores potenciales. La confianza es algo que se gana. En definitiva, tenemos que decir a nuestros accionistas el valor que vamos a generar y estoy seguro de que lo lograremos.

¿Cómo ve la Repsol del futuro?

Repsol es una empresa increíble, con un gran futuro. Tenemos un negocio de Downstream que es la envidia de nuestros competidores y un negocio de Upstream que se ha duplicado en tamaño y que genera muchas posibilidades de cara al futuro. Nuestro negocio es un negocio integrado, resistente a una amplia gama de precios de materias primas y con muchas opciones para el futuro. Durante estos cinco años estamos focalizados en crear eficiencias y sinergias, mientras que optimizamos nuestra cartera de activos. Al fin del periodo del Plan Estratégico, nuestros niveles de deuda se habrán reducido significativamente y nuestra cartera de Upstream se habrá optimizado y racionalizado para asegurar el equilibrio con el Downstream. En ese momento, Repsol estará lista para el futuro.

 

SU TRAYECTORIA

  • Paul Ferneyhough es Chartered Accountant, con más de 20 años de desarrollo profesional en la industria del oil & gas y con amplia experiencia internacional. Ha trabajado y vivido en el Reino Unido, Venezuela y Canadá. Además, ha participado en la gestión de operaciones de Talisman en Asia y el Pacífico, Europa, América y el norte de África.
  • Se unió a Talisman Energy Inc. en 2002 y, antes de la adquisición por parte de Repsol, era el Director de Estrategia y Planificación en la sede central de la compañía en Calgary, Canadá. Durante sus 14 años en la compañía canadiense, ocupó cuatro años el cargo de Vicepresidente y miembro del equipo director de Asia y el Pacífico.
  • Tras la adquisición de Talisman, fue nombrado Vicepresidente de Planificación y Gestión de Repsol para las actividades en América del Norte; asimismo, continuó trabajando en la integración de los procesos globales de Talisman en Repsol.
  • Desde abril de este año ocupa el cargo de Director Corporativo de Relación con Inversores de Repsol.